Información importante sobre cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. OK | Más información

900 11 21 21

L-J 9:00 - 19:00
V 9:00 - 15:00

Abre sus puertas el nuevo Louvre de Abu Dhabi, una obra faraónica liderada por una constructora española

La cúpula, estructura clave del museo, está compuesta por 7.500 estrellas de aluminio, que crean un interior mágico, efecto de lluvia de luz, para "dar sensación de felicidad y tranquilidad", según su diseñador, el arquitecto Jean Nouvel

Reportaje
Fuente -

El Mundo, El Economista, Grupo San José, Jean Nouvel

El sábado 11 de noviembre de 2017 quedará para la historia como el día que abrió sus puertas al público el primer brazo del Louvre en el extranjero. Levantado en la isla de Saadiyat, en el Distrito Cultura de la ciudad donde está prevista la construcción de un Guggenheim y un museo nacional, el Museo Louvre de Abu Dhabi pretende ser el primer "museo universal del mundo árabe", según reza su eslogan. Una pinacoteca que centrará la atención en historias humanas compartidas entre civilizaciones.

Su construcción dio comienzo en 2009 y tras diez años -cinco más de plan inicial-, el coste de su construcción ha ascendido a más de 500 millones de euros. Su diseño representa una medina organizada en 55 edificios-cubo, entre los que se distribuyen doce galerías, un auditorio, un museo infantil, una zona de investigación, tiendas y restaurantes. 

La arquitectura de este museo toma como referencia la tradición y cultura local, pero combinado con recursos de vanguardia. Así, su interior se inspira en los típicos zocos de Oriente Medio, con mezcla y matices del color blanco, formas geométricas y una espectacular cúpula de 180 metros de diámetro y 7.500 toneladas, bajo la que se extienden la mayoría de las galerías.

Como la Pirámide del Museo del Louvre, esta Cúpula es la estructura clave del Museo de Abu Dhabi. La celosía, compuesta por 7.500 estrellas irregulares de aluminio, deja entrar el sol creando sombras punteadas con ráfagas solares, lo que su arquitecto y diseñador, el francés Jean Nouvel, calificó como una "lluvia de luz". En palabras del ganador en 2008 del Premio Pritzker, la intención es crear "una especie de microclima protegido, una sensación de felicidad y tranquilidad al mismo tiempo". 

Metáfora universal del diálogo

Para el presidente de la Autoridad de Turismo y Cultura de Abu Dabi, estar bajo la gran cúpula del Louvre es transportarse a "Al Ain", una ciudad-oasis donde vivían las tribus beduinas antes del descubrimiento del petróleo. Manuel Rabaté, director del Louvre de Abu Dabi, cree que es más que un museo: "Es una metáfora universal del diálogo. Queremos celebrar la humanidad y su conexión a través de una colección como ésta".

Esta construcción faraónica, producto de un acuerdo entre Abu Dabi y Francia, ha sido liderada por la constructora española San José, que, junto con las empresas Arabtec y Oger Abu Dhabi LL, lograron el contrato de la obra en enero de 2013, por un importe superior a los 660 millones de dólares.

Con una superficie construida de 64.000 m², el Museo del Louvre Abu Dhabi se concibe como un complejo formado por pabellones, plazas, pasillos y canales que evocan a una ciudad flotante sobre el mar. El domo está compuesto por una superposición de patrones diferentes que toma una apariencia de mashrabiya. Todo ello sobre un techo translúcido provocando la anteriormente denominada "lluvia de luz". Bajo el domo se sitúan los treinta edificios de pequeñas dimensiones que componen el museo en una sucesión de plazas y edificaciones donde el agua, junto con la luz y las sombras, tiene un papel principal.

Primera exposición inaugural: el 21 de diciembre

El acuerdo firmado entre Francia y Abu Dabi recoge que, a partir de la inauguración y durante los siguientes diez años, el nuevo Louvre recibirá en préstamo obras de las colecciones más importantes de Francia. El país galo, ayudará al museo a crear una colección permanente propia para ir reemplazándolas progresivamente. Además, durante quince años proporcionará anualmente cuatro exposiciones. Los Emiratos, por su parte, se comprometen a aportar alrededor de mil millones de euros a lo largo de los treinta años y seis meses que el Louvre de París cede su nombre a la nueva pinacoteca. 

El primer paso para conseguirlo es la exposición inaugural, From one Louvre to another: opening a museum for everyone, que se presentará el 21 de diciembre. En ella se rastrea la historia del Museo del Louvre en París y tendrá en cuenta 145 obras de las colecciones reales de Versalles bajo el reinado de Luis XIV, continuará con la residencia de la Academia y Salones en este palacio para artistas y concluirá con la creación del moderno Museo del Louvre.

Actualmente, entre las obras llegadas al Museo Louvre de Abu Dhabi destacan pinturas de Manet, Leonardo Da Vinci o Rothko, esculturas de Ramsés II o Giacometti y fotografías de Man Ray. La regla, que cuenta con sus propias excepciones, es que las piezas se queden durante un año antes de ser reemplazadas por otras nuevas enviadas desde París.

Suscríbete gratis a nuestro boletín semanal de noticias.

=

He leído y acepto la cláusula de protección de datos del Boletín

Para no volver a recibir el boletín puedes darte de baja AQUÍ